Saltar al contenido
OK SALUD – Mejor información. Mejor salud.

Orzuelo enquistado: síntomas, duración, cómo se cura

Orzuelo enquistado

El orzuelo enquistado tiene que ver con la consecuencia de una infección en el párpado mal curada. Esta enfermedad es producida por la afectación de las glándulas Meibomio y Zeis, ambas ubicadas en los órganos oculares y encargadas de diferentes funciones.

Si hablamos de la glándula de Meibomio, cuando se infecta puede causar una inflamación en el párpado interno que es bastante complicada de curar. Además de la hinchazón, se produce una espinilla blanca interna en el ojo que generalmente contiene grasa o pus y para lograr drenarla es necesario el uso de antibióticos y cuidados generales.

Por otro lado, las glándulas Zeis  (ubicadas en el extremo del parpado), al ser infectadas generan un orzuelo externo que es más fácil de drenar, entendiendo que estos casos se pueden tratar de manera más ligera, pues el pus logra ser expulsado generalmente de manera espontánea a los 5 días.

Cuánto dura un orzuelo enquistado

Sin embargo, cuando la regla de los 5 días, máximo una semana, no se cumple es posible que se esté padeciendo de un orzuelo enquistado. Que tiene que ver con las complicaciones que se producen frente a una infección en el párpado.

Aunque es indeterminado asumir cuánto dura un orzuelo, es de enorme importancia  identificar los casos, pues hay que estar seguro de lo que se está padeciendo para comenzar con un tratamiento óptimo que culmine en una recuperación rápida. Para ello se debe tomar en cuenta 2 factores,  el primero es categorizar si se trata de un orzuelo interno o externo y el segundo tiene que ver con cuantificar el tiempo desde que brotó la espinilla blanca en el ojo.

Por otro lado, existen prácticas que resultan ser innecesarias y fatales para intentar curar un orzuelo. Este tipo de acciones son cada vez más usadas y lo cierto es que no sé obtienen resultados favorables de ellas, por lo tanto es de suma relevancia evitarlas en toda circunstancia. Ejemplo de ellas son: intentar curar el orzuelo con una llave, utilizar agujas u objetos filosos para drenar el orzuelo y hasta intentar extirparlo sin desinfectar la manos. Y no es de extrañar que tales prácticas terminen en un orzuelo enquistado.

Diferencias entre orzuelo normal y enquistado

Ahora bien, para diferenciar un orzuelo normal de uno enquistado hay que tomar en cuenta algunas características, entre ellas los síntomas que genere la espinilla blanca en el ojo, el grado de la hinchazón, el punto externo o interno y la duración de la infección.

Para entender un poco mejor lo antes mencionado, es necesario explicar que el orzuelo enquistado se puede describir como una recuperación anormal de la infección en el parpado. Cuando se intenta curar con elementos no esterilizados o no ser cumple con los cuidados primarios, esto es lo que sucede.

Es imposible padecer de un orzuelo enquistado sin antes haber sido víctima de un orzuelo normal. Entonces mantenerse al tanto del desenvolvimiento de la infección propondrá una identificación más clara del grado de la lección.

Síntomas de un orzuelo

Síntomas de un orzuelo

Los primeros síntomas de un orzuelo son la inflamación, que generalmente viene acompañada de dolor; comezón en la zona afectada, no es insoportable pero sí fastidiosa; sentir el párpado caliente, pues está siendo víctima de una infección en proceso; y también una secreción constante, que a su vez genera mayor producción de lágrimas y lagañas.

En cambio, cuando se trata de un orzuelo enquistado los síntomas son menos influyentes, la inflamación es menor y el dolor también. Sin embargo el grano en el parpado (de arriba o abajo) es persistente y esto produce mayor molestia que puede hasta obstaculizar la vista.

Ahora bien, entendiendo que el orzuelo enquistado genera un mayor acumulamiento de grasa en la espinilla, está puede ser removida de manera ambulatoria. Pero si se trata de mayor cantidad de pus y la infección es mayor, es inmensamente necesario que sea drenada mediante una intervención quirúrgica.

Los pacientes de los orzuelos enquistados generalmente no entienden de la gravedad de su situación,  pues la espinilla blanca en el ojo deja de doler y su hinchazón se reduce. Sin embargo, esto no significa que ya se encuentra curado, más bien la importancia mayor sobre los síntomas de un orzuelo se debe ubicar en el drenaje del pus.

El dolor en un orzuelo enquistado es casi inexistente, pero las molestias que genera son evidentes. Esto no quiere decir que la infección haya cesado, ni que el párpado esté totalmente curado, es por ello que se debe estar muy pendiente de la evolución de la lesión ocasionada por la bacteria estafilococo.

Cómo se cura un orzuelo enquistado

El tratamiento que se utiliza generalmente para curar un orzuelo enquistado consiste en la aplicación de compresas tibias, en algunos casos se utiliza agua de manzanilla fría. Se debe aplicar al menos unas 3 veces al día, usando un pañuelo limpio para remover las costras generadas por la infección.

Desde un punto de vista más clínico, la aplicación de antibióticos combinados con esteroides son una buena alternativa para tratar el orzuelo enquistado. Esta medicina se presenta principalmente en ungüentos o pomadas oftálmicas. También existen presentaciones de tabletas que pueden ser utilizadas para mantener un cuadro de antibiótico más completo que pueda combatir la infección.

De la misma manera es recomendable mantener el ojo rubricado a todo momento, esto genera un refrescamiento en la zona y puedes ser lograda mediante gotas para uso oftálmico.  Todo esto cuando el orzuelo no es de gran tamaño.

 Cirugía para el orzuelo enquistado

En los casos más importantes, cuando la espinilla es más grande de lo habitual, se debe recurrir a una intervención quirúrgica que permita el drenaje del pus. Es necesario resaltar que se trata de una cirugía sencilla, con un lapso de recuperación corto.

Se comienza con la aplicación de anestesia local, generalmente es bastante rápida y se lleva a cabo con un pequeño corte en la zona infectada del párpado. Es tan diminuto la cicatriz que no necesita de sutura y se drena por completo.

Por el contrario cuando se trata de la operación de un orzuelo en niños pequeños, se debe practicar la sedación para iniciar el procedimiento.

Luego de la operación se usa para su recuperación la aplicación de antibióticos, lubricante ocular y antinflamatorios sin curas postoperatorias.

Orzuelo enquistado: síntomas, duración, cómo se cura
5 (100%) 1 vote